Los productores del sector del jamón estiman que la situación se ha estabilizado tras las dificultades del año pasado

La campaña de Navidad resulta clave para los productores de jamón en la provincia de Granada, ya que en estas fechas se concentra del 30 al 40% del total de las ventas del año de este producto, que no pasa por su mejor momento debido, cómo no, a la crisis económica pero también a la saturación del mercado.

Según explican los productores de la provincia consultados por este diario, la situación no ha mejorado con respecto al año pasado, cuando el sector vio bajar su margen de beneficios a causa de la gran cantidad de piezas que había en el mercado. Y es que, para que el jamón salga a la venta, es necesario un proceso de curación que puede durar unos dos años, arguye Rafael Pérez, responsable de la venta on line de Interjamón.

Así, los jamones que se colgaron en los secaderos en años de bonanza económica -allá en 2006 y 2007- se vieron en el mercado justo cuando arreciaba el temporal de la crisis -2008 y 2009-, lo que retrajo el número de ventas.

Según explica Pérez “el principio de la crisis nos pilló con los almacenes llenos y hubo que bajar los precios”. Un proceso lógico que, ahora, una vez que el mercado ha absorbido ese stock cárnico, ha comenzado a regularizarse y que, en el futuro tendrá otra consecuencia. “Cuando la crisis termine, no tendremos jamones”, apostilla el representante de Interjamón, lo que podría provocar que los precios se disparen.

En este sentido, esta empresa -que comercializa sus productos a través de www.interjamon.com tiene claro que “aunque las ventas no han bajado” con respecto al año pasado gracias a que el mercado no está tan saturado como hace doce meses “no se prevé que vaya a repuntar” la venta.

Sin embargo, esta empresa sí ha notado un repunte en las ventas por internet, medio por el que oferta jamones de diferentes productores agrupados en el Consejo Regulador Jamón de Trevélez.

Donde también han mejorado las cifras, según explica el presidente de la Asociación de Jamoneros de Trevélez, Gabriel Martín, es a nivel internacional, mientas que a nivel nacional las cifras “se mantienen”, aunque aún es pronto para realizar valoraciones sobre la campaña navideña, ya que, asegura Martín, “se vende más al final”. Sobre los precios en el mercado, el representante de los jamoneros señala que ya antes de la crisis la relación calidad precio de este producto “era muy buena”. Al no bajar el coste de la producción de los jamones, difícilmente puede bajar su precio, como sí ha ocurrido con los ibéricos.

Por otro lado, José Muñoz, de Jamones Muñoz, empresa ubicada en la localidad de Yegen, la situación sigue siendo “complicada”, aunque las ventas se mantienen en estas fechas, en las que este manjar encuentra consumidores tanto en los hogares como en las empresas que quieren agasajar a sus empleados o clientes. Pese a que estos meses sí hay más movimiento, Muñoz reconoce que las ventas “en general sí han bajado”.

Otros productores de la comarca alpujarreña consultados apuntan a que el descenso en el volumen de ventas es de hasta un 20%, y que a la tendencia de la bajada en el nivel consumo se ha unido el hecho de que los consumidores, que miran más que nunca el bolsillo, se decantan por piezas más pequeñas, y evidentemente más económicas.


Fuente: Granada Hoy (07/12/2010)